BRUXISMO

 

El bruxismo conocido como apretamiento o rechinado de los dientes es un hábito parafuncional muy común que afecta a la mayoría de la población adulta. Provoca desgaste de los dientes e inclusive, dependiendo de la severidad, fractura de los mismos.

Los síntomas más comunes son:

 

  1. Dolor en los músculos faciales y en ocasiones dolor en el cuello.
  2. Rechine de los dientes durante la noche.
  3. Inflamación a nivel de la mandíbula.
  4. Desgaste de los dientes.

 

Para la mayoría de los pacientes, el bruxismo es un hábito inconsciente y no se dan cuenta hasta que otra persona les comenta.  También al acudir al dentista este, observa desgaste o fracturas en el esmalte dental.

 

La causa principal del bruxismo es el estrés. Pueden existir otros factores asociados como mala mordida o aumento de la contracción de los músculos de la masticación. El tratamiento debe dirigirse a intentar reducir el estrés y como coadyuvante se confeccionan guías dentales o férulas de descarga que relajen la musculatura y protejan a los dientes de desgaste y fracturas.