PERIODONCIA

La periodoncia es una especialidad odontológica que se basa en el estudio de los tejidos de soporte del diente (hueso alveolar, ligamento periodontal y cemento radicular) y las encías.

El tratamiento periodontal es fundamental ya que una inflamación en las encías puede llegar a progresar al punto de producir una pérdida de los tejidos de soporte del diente, con el tiempo perdida de piezas dentales.

Enfermedad de las encías

La enfermedad periodontal se manifiesta como una gingivitis (inflamación y sangrado de la encía sin afectar el hueso) o periodontitis, donde ocurre la destrucción del hueso que soporta el diente.

Síntomas de la enfermedad periodontal:

  1. Agrandamiento de las encías
  2. Sangrado de las encías producto de la inflamación principalmente por higiene inadecuada, pude ser espontáneo o tras un estímulo como el cepillado.
  3. Movilidad progresiva de los dientes

 

Tipos de tratamientos en periodoncia.

El tratamiento va enfocado principalmente a la prevención a través de una buena técnica de higiene oral que impida la progresión de gingivitis a periodontitis; una vez afectados los tejidos de soporte del diente el tratamiento va enfocado a eliminar bolsas periodontales causadas por acúmulo de placa y cálculo (sarro) mediante tratamientos periodontales específicos según cada indicación y según cada paciente.

 

Procedimientos más realizados:

  1. Raspados y alisados radiculares (curetajes): consiste en eliminar el sarro que causa la inflamación de la encía y la pérdida de hueso.
  2. Cirugía Regenerativa Periodontal: tiene como objetivo reconstruir los tejidos que soportan al diente.
  3. Microcirugía plástica estética periodontal: corrige los defectos en la forma, posición y cantidad de tejido tanto alrededor de dientes como de implantes.

 

Ortodoncia y enfermedad periodontal

El diagnóstico y tratamiento de la enfermedad periodontal antes de iniciar el tratamiento de ortodoncia es fundamental para obtener resultados estéticos y funcionales a largo plazo en nuestros pacientes. A diferencia de lo que se manejaba antiguamente un paciente con compromiso periodontal si puede ser sometido a ortodoncia siempre y cuando se controlen y se traten todos aquellos factores que conllevaron a la aparición de la enfermedad.

Contamos con un protocolo periodontal para los pacientes sometidos a ortodoncia tanto en adultos como en niños, que incluye instrucciones de medidas de higiene oral y control periódico que varía de 3 a 6 meses dependiendo del caso.